Me colé en la despedida de soltero de mi novio y .

Hombres solteros en sintete

Hay millones de personas atrapadas en relaciones infelices con personas que estan casadas, y que a pesar del sufrimiento enorme que sienten, siguen alimentando ese vínculo, con esperanzas vacías. Y pueden pasar meses, y años sin que la situación sufra ninguna modificación. Es muy importante hacer un trabajo para tomar conciencia.

Relación con alguien casado – Dependencia Emocional

Ñaño, Yo pasé por esas. Yo estoy casado con una mujer increíble. Empero como todo el matrimonio se va perdiendo sin darnos cuenta. Volví a encontrarme con una amiga muchos abriles después. Empezamos a salir y nos enamoramos uno del otro ambos estamos casados salimos muchos meses juntos y nos involucramos muchísimo. Después todo salió a la luz, el esposo de ella, como mi esposa se dieron cuenta y tuvimos que terminar. Por muchos meses comí piscinas de mierd!!! Todos los días son lindos.

Deja un comentario

Me colé en la despedida de soltero de mi novio y. Cosa que a mí me molestó mucho, por el montón de cosas, que me han dicho que pasan en esas despedidas de soltero. Relato Bueno yo me las arregle para saber cuando y donde sería la condenada ¡adiós! de soltero, que le darían a Gerardo, pero cuando escuché, hablando por teléfono a mí hermano, diciéndole a uno de sus amigotes, que gracias a un gay que conocía, contrató a varias fulanas, para que todos pasaran un buen rato, decidí presentarme en la fiesta sin invitación. Yo no sabía realmente, que era lo que yo iba hacer una tiempo estuviera en la fiesta, pero la sola idea de que a mi novio lo acostasen con alguna bagasa de esas, me dio una tremenda rabia. Así que convencí a mi amiguito para que me dejase anatomía la mesera esa noche, aunque al principio no le gusto la aim, finalmente aceptó, por lo que me puse una peluca rubia, y cheat lentes oscuros, esperé en mi automóvil, el momento en que comenzaran a llegar las putas, y cuando ellas comenzaron a entrar en la apartamento del padrino de mi novio, que fue donde se estaba haciendo la fiesta, me colé sin que nada me reconociera, o se dieran cuenta de quien yo era. Ya dentro de la fiesta, quedó bien claro que yo sería la mesera, encargada de repartir las bebidas, y que si alguno de los invitados me pedía que bebiera lo complaciera, ya al fin y al cabo se esperaba que al final de la noche hubiera una orgía. Yo desde luego que no pensaba participar de ninguna manera, pero a medida que fue pasando la noche, uno que otro de los invitados a los que le fui sirviendo, me pedían que los acompañase, y para denial llamar la atención también comencé a beber, y a sentir como individuo que otro de los presentes me daban agarrones por las nalgas, cosa que me indignaba, pero aun denial sabía qué hacer.

5657585960
Back To Top
×Close search
Search