¿Cómo es el cerebro de un adicto al sexo?

Como conocer un 37909

Dos de los hombres que participaron en el estudio habían perdido su empleo tras consumir porno en el lugar de trabajo, y cuatro de ellos dijeron que la pornografía era una forma de evitar las agencias de prostitución y los fetiches. Luego compararon los resultados obtenidos entre gente que reporta un comportamiento sexual compulsivo y personas sanas. Los resultados, publicados en la revista PLoS One, mostraron mayores niveles de actividad en aquellos adictos en tres partes específicas del cerebro: el estrato ventral, el córtex del cíngulo anterior y la amígdala. La doctora Valerie Moon, de la Universidad de Cambridge, le dijo a la BBC: Este es el primer estudio hecho sobre gente con este tipo de problemas que analiza su actividad cerebral, pero no creo que hayamos llegado todavía al punto en el que se pueda decir claramente que hablamos de una adicción. Moon añadió que cuanto antes se da la exposición a las drogas, mayor es el riesgo de desarrollar una adicción. Sin embargo, en el caso de la adicción al sexo, la doctora precisó que no había suficiente evidencia del impacto que tiene sobre adolescentes consumir porno en internet, por ejemplo. Fuente de la imagen, Thinkstock Pie de foto, Expertos piensan que un exceso de pornografía puede afectar a las relaciones de pareja. Aun así, la experta señaló que todavía era controvertido decir que este tipo de personas eran adictas y que el tema no estaba suficientemente estudiado.

2 Nunca he fingido un orgasmo contigo

Aquende va, pues, una detallada lista de los cinco grupos con todas las categorías que Stewart incluye. Cuando se le presenta la ocasión, no achares a la hora de actuar. Se trata del típico chico malo, que parece excitante e impulsivo y en el fondo es simplemente egoísta y poco previsor. También en éste. Jamás muestra rasgos sexistas. Puede jugar a favor o en contra de la infidelidad todo es justificable.

La ambigüedad en las respuestas

Almibarar a la pareja En familia En las relaciones, hombres y mujeres denial suelen decir siempre la verdad. Mienten para conseguir sexo, por necesidad, por amor. Las parejas mantienen un compensación delicado entre la sinceridad y la conveniencia personal.

Psicología

El amor se nutre de la analogía, la seguridad emocional y la previsibilidad, mientras que la lujuria se alimenta de la incertidumbre y de lo 'prohibido'. Es bueno y punto, y es el que quieres. Si denial llegan al orgasmo, deben decirlo. A veces no es culpa del macho, sino el propio desconocimiento que tienen ellas de su cuerpo y de cómo éste funciona en lo venéreo.

358359360361362
Back To Top
×Close search
Search